15 mar. 2011

Mi paso por atencion temprana




Cierro los ojos, y hago una mirada hacia atras... y se me ponen los pelos de punta. Tan solo han pasado cinco meses y hemos recorrido un mundo de la mano de ellos. Pienso en el miedo que he pasado, en las miles de preguntas sin respuestas que tenía entonces y que ahora estan desapareciendo. Se pasa mal cuando ves algo distinto de lo "normal", y sobre todo cuando lo ves y nadie le da importancia.
Llegue en el mes de octubre a entrar en este mundo, a descubrir que hay personas con ganas de guiarte por un camino por donde seguir, luchar por lo mismo que tu, por lo mejor para tu hijo. Sentirse en ese sentido arropado, aparte de tu familia, arropado con personas que ven una realidad y que saben aconsejarte, y sobre todo, tu sabes, que el camino a seguir esta a su lado.
Hay personas que los comparan con magos, heroes, etc... Para mi son como maestros de autoescuelas. Lo explico. Acordaros de la primera clase practica del coche, si erais como yo, nunca habíais cogido uno. Ese miedo... esa sensación de pánico, de... ¡¡¡Este hombre esta loco quiere que yo conduzca sola, si yo no he cogido un coche en mi vida¡¡¡ y lo coges. Arrancas el coche, metes la marcha, rascando un poquito pero la metes, y doblas el volante y empiezas a recorrer por la carretera, que es una recta. Llega el primer cruce, y piensas tengo que cambiar de marcha y frenar, y a eso, que notas que el pedal de freno empieza a bajar el solo... ¡ahi¡, es cuando te das cuenta, de que no estas sola, que vas a aprender a conducir pero que hay alguien a tu lado rectificándote el volante, pisando el freno si a ti se te pasa y estando pendiente a que no te salgas de tu calzada.
Pues, asi me siento yo, me siento que estoy recorriendo un largo camino, y que tengo al lado a vosotros, a Carmen, a Leticia y a Paco, cada uno en lo vuestro, guiándome, diciéndome donde frenar y donde acelerar, lo que no debo de tener miedo y confiar en ella y... sobre todo, luchando juntos por el bien de mi hija. Mil gracias por hacer tan bien vuestro trabajo.

No hay comentarios: